El extremo derecho surgido en Racing interrumpió contrato con Cerro Porteño de Paraguay.

Un caso extraño, pero real. Luis Fariña, delantero surgido en las inferiores de Racing que jugó en La Academia desde 2009 hasta 2013, llegó a un acuerdo con Cerro Porteño para interrumpir su contrato con el Ciclón. El motivo, se debe a que el futbolista argentino sufre de agorafobia, lo que le impide seguir su carrera normalmente.

Esta fobia, es un temor a los espacios abiertos que no le permite jugar al fútbol. Además, este trastorno le genera a las personas ataques de ansiedad al concurrir a este tipo de lugares y según concluyen algunos especialistas, incluye a lugares donde especialmente se reúnen multitudes.

Desde el conjunto de Barrio Obrero, lanzaron un comunicado el cual enuncia su apoyo al jugador: «La institución, dadas las circunstancias, ha demostrado desde un primer momento, nuestro apoyo para Luis para colaborar ante cualquier necesidad que pudiera llegar a tener y sigue acompañándolo en este proceso».

Además, agrega: «El club agradece al atleta por su predisposición y desea que el tiempo de estar juntos nuevamente llegue lo antes posible, para disfrutar al máximo su talento». En su paso por el equipo guaraní, Fariña jugó 11 partidos y convirtió un gol.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here