El defensor no iba a ser tenido en cuenta por Eduardo Coudet y tomó la decisión de continuar su carrera en otro club.

El entrenador de Racing, Eduardo Coudet, le comunicó a Leandro Grimi que la pelearía muy de atrás ya que la intención era incorporar jugadores en su puesto. Ante esta notificación, el lateral izquierdo tuvo como primera reacción quedarse a pelearla, sin embargo, esto cambió las últimas horas.

El zurdo no sería citado para comenzar la pretemporada con el resto del plantel por lo que optó por buscar otro club. Entre los candidatos aparecen Huracán, Atlético Tucumán y Belgrano de Córdoba.

Grimi era uno de los últimos sobrevivientes del campeonato del 2014 y acumulaba un largo periodo de inactividad por una rotura de ligamentos cruzados. La segunda que tuvo en los últimos dos años.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here