El delantero juvenil de La Academia dejó de sonar fuerte tras caer en un bajón anímico por no ser tenido en cuenta para la Primera.

El hermano de Luciano Vietto, ex jugador de Racing surgido en club y actualmente en Europa, tenía todas las condiciones para jugar en primera en cualquier momento. Sin embargo, el jóven en primera instancia fue bajado a Reserva tras entrenar con el plantel profesional -perdió lugar con la llegada de Triverio- y luego ni siquiera fue tenido en cuenta por el Lagarto Fleita para formar parte de los titulares de la más alta categoría de inferiores.

Debido a todas estas circunstancias, el delantero de 20 años sufrió un bajón anímico y futbolístico que lo llevó a perder todas las chances de jugar tanto en Primera como en Reserva. Por eso, el Lagarto y su cuerpo técnico tuvieron una charla con el jugador y le aconsejaron que inicie nuevamente de cero para recuperar la confianza, que todo lo que había sucedido ya había pasado.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here